Convenio INTA~U.de Arizona
Principal ] Arriba ]

 

 

Principal
Arriba

EL MARCO GENERAL DE LA CUESTIÓN DEL ACCESO A LOS RECURSOS GENÉTICOS. EL CONVENIO SOBRE LA DIVERSIDAD BIOLÓGICA EN LA ARGENTINA Y LA CUESTIÓN DEL ACCESO EN NUESTRO PAÍS.  

 por Marcelo Turnes.

 

 

TEXTO del Convenio INTA~Universidad de Arizona

Este Contrato se firma a los dos días del mes de febrero de 1998 entre la Universidad de Arizona, Tucson, Arizona, ("UA") y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria ("INTA") institución de investigación organizado por las leyes de la República Argentina, con domicilio en Castelar, Provincia de Buenos Aires, República Argentina.

Considerando UA e INTA están actualmente investigando especies vegetales como fuente potencial de nuevas drogas anticáncer y antimicrobianas, así como otros compuestos biomédicos y agroquímicos.

Considerando que además de la investigación del potencial de los productos naturales y el descubrimiento y desarrollo de nuevas drogas, los objetivos básicos de esta colaboración incluyen también el desarrollo económico y la promoción de la conservación y uso sustentable de la diversidad biológica, reconociendo la necesidad de compensar las organizaciones o personas del país proveedor, en el caso de comercializar una droga o agroquímico, desarrollado a partir de un organismo colectado dentro de las fronteras,

Considerando que las partes desean renovar un Acuerdo sobre colección y provisión de muestras (como definidas más adelante), en el espíritu del Marco de la Convención sobre Biodiversidad de las Naciones Unidas; y

Considerando que el INTA tiene acceso a las fuentes de muestras (como definidas más adelante);

Por lo tanto ahora, dependiendo de la provisión de fondos a la UA por parte del Grupo Cooperativo sobre Biodiversidad (ICGB) RFA: TW-98-001, las partes acuerdan, según las premisas y obligaciones indicadas a continuación, integrar y asociarse legalmente, mediante este Acuerdo.

Artículo 1.- Definiciones

            "Ventas Netas" significa todas las sumas facturadas por las licencias y sublicencias autorizadas por la UA hacia una tercera parte no vinculada por la venta de ningún producto, descontando tasas a las ventas y similares, bonificaciones, derechos de importación y otras cargas gubernamentales, descuentos, reintegros, créditos para fletes y seguros, incluyendo todo lo dado y recibido por tales licencias y sublicencias.

         "Colector" significa INTA, el cual colectará las muestras y las proveerá a la UA o la designada Universidad Nacional de Patagonia (UNP).

         "Compañía  significa American Home Products  Corporation (AHP), una corporación incorporada bajo las leyes de Estados Unidos de América

         "País de Recolección" significa Argentina

         "GWLHDC" significa Departamento de Salud y Servicios Humanos, Dependencia de Laboratorios GWL "Hansen`s Disease Center" en el Estado de Lousiana, Baton Rouge, Lousiana.

         "Etnobiólogo" significa una persona que estudia las culturas humanas y como se interrelacionan con su ámbito natural.

         "Indígena o Aborigen" significa una o más personas que pertenecen a una etnia o grupo cultural que viven o tienen lazos tradicionales con el sitio o área de recolección.

         "Persona o Comunidad Local"  significa una o más personas viviendo en o alrededor del área de muestreo y puede incluir aborígenes o no aborígenes.

         "Patente" significa una patente de Estados Unidos de América o extranjera, solicitud de patente y todas sus formas, continuaciones, continuaciones parciales, nuevas emisiones, extensiones y contrapartidas extranjeras de ellas, de propiedad o controladas por la UA, cuya sola invocación por lo menos contempla una vez la fabricación, uso o venta del producto.

         "Planilla de Datos de Colección" significa el formulario desarrollado por UA, que contiene información botánica de las especies, fecha de colección, fenología, parte recogida de la planta, usos medicinales, folclóricos, etc.

         "Producto" significa cualquier compuesto o combinación de compuestos medicinales, farmaceútico, agroquímico o de otra utilidad, de valor comercial, derivados de una Muestra o Extracto de una Muestra, o que es creado de alguna forma o basado sobre información obtenida o transmitida o contenida en o por una Muestra o Extracto de una Muestra.

         "Muestra" significa una de un material biológico que es distinto de todas otras muestras tales como una muestra de una parte de una planta capaz de contener compuestos activos significativamente diferentes (ej: raíces, hojas, flores, madera, corteza, frutos) de especies o subespecies taxonómicamente definidas de plantas coleccionadas en las áreas muestreadas de acuerdo a este Contrato.

         "UNP" significa Universidad Nacional de Patagonia, Comodoro Rivadavia, Chubut, República Argentina.

Artículo 2. Obligaciones del INTA en la provisión de las Muestras.

El INTA proveerá Muestras a la UNP y UA en partidas regulares de un tamaño, formas y modos, acordado y aceptable a la UA y a la UNP para extracción, de acuerdo a lo especificado en el Apéndice A siguiendo con el criterio de colección establecido en el Apéndice B, tan pronto como sea posible. A pesar de lo indicado, las muestras e información asociada, obtenida bajo este ICGB permanecen como propiedad de Argentina.

El INTA rotulará todas las Muestras y proveerá la siguiente información sobre cada muestra 1) Nombre de la Especie; 2) localidad geográfica de donde proviene; 3) descripción del hábitat;  4) fecha en que fue coleccionada; y 5) otra información necesaria para completar una descripción mínima de acuerdo a los estándares de información que se usan en una provisión de Muestra.

El INTA garantizará que cada Muestra esté taxonómicamente indentificada de acuerdo a los estándares científicos corrientes y un adecuado registro de esta identificación será entregado con la muestra a la UA. Los ejemplares serán depositados en el INTA, UNP y UA. Los ejemplares serán depositados en el INTA, UNP y UA. La UA distribuirá duplicados a otros herbarios tales como el del Jardín Botánico de Nueva York, el Herbario de Botánica Económica de la Universidad de Harvard y al Herbario Nacional del Instituto Smithsoniano; los ejemplares se distribuirán y  siguiendo los procedimientos estándares de los herbarios.

         La UA codificará cada Muestra antes de enviar la Muestra a la Compañía, y mantendrá registros de manera tal que podrá, dentro de lo razonable, solicitar al INTA que prepare Muestras adicionales cuando la UA la solicite con el propósito de realizar nuevas pruebas con dichas Muestras. El INTA contestará en un tiempo razonable dependiente de la estación del año a cualquier solicitud de cantidades adicionales de una Muestra de parte de la UA.

Artículo 3. Responsabilidades varias del INTA.

El INTA obtendrá y mantendrá todos los permisos necesarios para coleccionar, transportar y entregar las Muestras a la UNP y UA bajo este Contrato.

El INTA tiene personería y autoridad legal para negociar y firmar este Contrato.

El INTA usará los fondos de acuerdo a lo presupuestado en este Contrato y especificado en el Apéndice D para la colección de las muestras y para el pago de cualquier regalía de acuerdo a los propósitos descriptos en el Apéndice D.

El INTA asegurará que las Muestras obtenidas sean con el consentimiento conciente de los aborígenes o pobladores locales y cuyos recursos biológicos o intelectuales sean utilizados en el proceso de investigación con sus informes de consentimiento y permisos correspondientes.

El INTA mantendrá registros de gastos y recibos originales de todos los gastos de acuerdo con el Contrato y mantendrán estos registros de gastos o sus copias autenticadas disponibles a la UA para propósitos de auditoría.

Artículo 4. Obligaciones de la Universidad de Arizona, Compensaciones.

La UA pagará al INTA por adelantado la cantidad presupuestada para el equipamiento y elementos para la colección y herbario, más el 25% dentro de la cantidad presupuestada para otros gastos en el primer año,  y tan pronto como sea posible antes de la colección de cualquier Muestra, para iniciar el plan de trabajo acordado. La UA pagará por al personal y los costos de viaje presupuestados en el primer año al INTA sobre la base de pagos trimestrales tan pronto como sea posible.

Después del primer año de este Contrato y con la condición que el INTA continúe cumpliendo con sus obligaciones de abastecer las Muestras, la UA pagará al INTA por los años segundo  a quinto sobre una base trimestral y sujeto a la disponibilidad de fondos del agente de financiamiento. La UA hará su mejore esfuerzos para pagar por adelantado los gastos de personal presupuestados para los años segundo a quinto sobre una base trimestral y sujeto a la disponibilidad de fondos para el agente de financiamiento.

Si el INTA no cumple con el suministro de la cantidad de Muestras acordado con la UNP y UA  en un año en particular de este Contrato, la UA podría reducir el presupuesto anual para el año siguiente en una cantidad prorrateada de acuerdo al déficit en la entrega de la Muestra durante el año Contractual anterior.

Artículo 5. Obligaciones de la Universidad de Arizona, Relevamiento de las muestras.

Mediante subcontratos con la Compañía, la UA evaluará todas las Muestras para buscar productos biológicamente activos usando los métodos estándares de relevamiento y criterios de la Compañía para evaluar su potencial comercial.

Mediante subcontratos con la Compañía y la GWLHDC, la UA relevará las Muestras por su utilidad en relación con enfermedades comunes a las poblaciones de la República Argentina como tuberculosis y cáncer. La UA notificará al INTA de los resultados positivos  y, si la UA o la Compañía decide no comercializar la sustancia activa, la UA cooperará de acuerdo con el INTA y la UNP para proseguir con la comercialización o la publicación  de resultados si el INTA y/o la UNP lo solicitan.

Artículo 6. Obligaciones de la Universidad de Arizona. Compensaciones futuras.

La UA le hará al INTA un pago de regalías, en dólares americanos del 5% de cualquier regalía neta, despúes de ser convertida en dólares y recibida por la UA, que derive de la Venta Neta de cada Producto dentro de los 90 días de percepción por la UA de cualquiera de tales regalías.

En el caso que un material colectado en territorio argentino conduzca a la indentificación de una muestra de la cual sea derivado finalmente un Producto, la UA depositará el 50% de cualquier regalía recibida por la UA, derivada de las Ventas Netas, en un fondo para necesidades locales específicas y proyectos de conservación  en Argentina, a ser establecido y mantenido por acuerdo mutuo entre UA, UNP e INTA, en consulta con representantes del gobierno nacional y  provincial correspondiente sí como la gente local y comunidades.

La UA no estará obligada a pagar regalías contempladas en los Artículos 6 A y 6 B sobre un Producto en particular hasta que se haya recuperado de los costos perdidos por la propiedades intelectuales e industriales, incluyendo la protección de Patentes, y licencias por cualquier ingreso de regalía recibido y derivado de las Ventas Netas del Producto.

El INTA tendrá derecho, durante 2 años después del pago de cualquier regalía prevista en este artículo, de verificar que el pago de las regalías satisfagan los requerimientos de este Contrato del siguiente modo: Por solicitud y a expensas del INTA, la UA permitirá a un contador público independiente y seleccionado por el INTA y aprobado por la UA, y razonablemente aceptable para la UA, acceder a los libros y registros de la UA cuando sea requerido para verificar que el pago de regalías en cuestión hayan sido correctamente calculados conformes con las previsiones de este Contrato. Los libros y registros de la UA estarán sujetos a revisión y de acuerdo a esta provisión  serán revelados al INTA, e INTA será responsable que el contador mantenga toda la información confidencial por el término de este Contrato y por un período de 5 años más.

Artículo 7. Obligaciones varias

En cada año correspondiente a la fecha de firma de este Contrato y sujeto a las leyes de los Estados Unidos de América y de la República Argentina, el INTA empleará ciudadanos  o residentes en la República Argentina, con entrenamiento adecuado en las disciplinas relevantes, seleccionadas por el INTA, a participar en la investigación y entrenamiento en Muestras. Estas personas serán empleadas por el INTA como investigadores residentes o, si es practicable y a entera discreción de la UA, en la UA como investigadores visitantes. Estos ciudadanos o residentes tendrán que aceptar y someterse a los términos por los que el INTA o la UA emplea su personal, incluyendo acuerdos relevantes a la propiedad intelectual de su confidencialidad que deberán incluir asignaciones apropiadas corrientes de Patentes e inversiones para la institución empleadora.

En cada aniversario de la fecha efectiva de este contrato, la UA informará por escrito y oralmente  en una reunión anual, al INTA sobre la investigación y desarrollo (I y D) del relevamiento de las Muestras provistas bajo este Contrato así como el desempeño de cualesquiera otras obligaciones de la UA adicionales a tal relevamiento. El informe deberá incluir una lista con la identificación  adecuada de todas las muestras relevadas; el estado más avanzado en I y D con al que se ha llegado en cada Muestra y un resumen de todas las acciones relacionadas a la protección de la propiedad intelectual; un informe sobre las Ventas Netas, ganancias y regalías pagadas bajo el Contrato sobre Productos, y cualquier aplicación del Producto a los productos desarrollados. El informe se realizará dentro de los 90 días de siguientes a cada año de la fecha de la firma del contrato. Esta obligación se extenderá más allá de la finalización del Contrato.

La UA no publicará o autorizará la publicación de la información sobre la muestra o producto, incluyendo la I y D de lo descubierto, o la descripción del origen de la muestra Producto a menos que sea autorizada por escrito por el INTA. Cualquier publicación debe contener a los siguientes hechos: nombre del colector de la Muestra, identificación taxonómica, localización geográfica, y (si es conocida) el papel ecológico que representa la especie o variedad en la comunidad. Si un  Etnobiólogo o Aborigen u otra Persona (contribuyó en la muestra) , la UA reconocerá también esta contribución en cualquier publicación si se lo solicita el INTA a pedido del Aborigen u otra Persona; la UA tomará las acciones razonables para que sus empleados, agentes y subcontratistas cumplan con esa obligación.

Artículo 8. Coparticipación de los beneficios comerciales.

Si, como resultado de los relevamientos de la UA y caracterización química de las Muestras provistas por el INTA, un Producto es identificado con valor comercial potencial:

La UA notificará al INTA, identificando cada Producto y la Muestra de la cual se aisló o derivó.

El INTA designará a la UA como su solo y exclusivo agente para obtener Patente de Protección para comercializar y licenciarlo a nombre de ambas partes, provisto sin embargo que al INTA le sea otorgada la oportunidad de participar en cualquier decisión sobre la protección del patentamiento.

Si la UA e INTA no llegan a acordar sobre la comercialización de cualquier Producto, el gobierno de USA retendrá el derecho de requerir a UA e INTA proceder a licenciar y favorecer un aceptable desarrollo del producto.

La UA acordará requerir en cualquier acuerdo sobre licencia que la Compañía negocie de buena fe con la autoridad Argentina correspondiente, identificada por INTA y UNP, para establecer una fuente argentina sustentable como su primer fuente de provisión de material crudo o procesado, para tal Producto.

Artículo 9. Confidencialidad

Cuando se recibe o se toma posesión de información del INTA, que el INTA tiene el deber de entregar bajo este Contrato, y después y siempre que tal información este en su poder, la UA dará todos los pasos razonables para mantener confidencial cualesquiera de los Secretos Comerciales contenidos en esa información, si el INTA hubiera designado a tales Secretos Comerciales  como confidenciales tildando a cada página o parte de una página (o tildando otra comunicación, registro o sustancia). La UA no tendrá, sin embargo, ninguna obligación de mantener secreta tal información sino es un Secreto Comercial o si se ha hecho pública por otra fuente que no sea la UA y sobre la cual no tiene control y a la cual la UA no proveyó la información o cuando se solicite su publicidad por una agencia gubernamental.

Cuando se recibe o se toma posesión de información de la UA que la UA tiene el deber de entregar bajo este Contrato, y después y siempre que tal información este en su poder, el INTA dará todos los pasos razonables para mantener confidencial cualesquiera de los Secretos Comerciales contenidos en esa información, si la UA hubiere designado a tales Secretos Comerciales como confidenciales tildando cada página o parte de una página (o tildando otra comunicación, registro o sustancia). El INTA no tendrá, sin embargo, ninguna obligación de mantener secreta tal información sino es un Secreto Comercial o si se ha hecho pública por otra fuente que no sea el INTA y sobre la cual el INTA no tiene control y a la cual el INTA no proveyó la información o cuando se solicite ser publicada por una agencia gubernamental.

Ninguna (el término "ninguna" está expresado en la traducción del Convenio, se entendería mejor el párrafo en el contexto del Convenio si dijere "toda")  liberación no autorizada durante el desarrollo de los términos de este acuerdo, de un Secreto Comercial designado confidencial como especificado en la sección 9.A y 9.B, será juzgada como abandono o publicación de un Secreto Comercial.

No obstante las previas secciones 9.A, 9.B y 9.C, INTA autorizará a la UA a trasmitir  la información necesaria concerniente de la muestra o Producto Argentino a la Compañía bajo un acuerdo de Confidencialidad para permitir a la Compañía no duplicar "de replicate" (comparar con compuestos que ya han sido estudiados) a través de sus bases de datos existentes, cuando putativos nuevos compuestos con actividad biológica son purificados e identificados.

Artículo 10. Exclusividad.

El INTA no entregará, enviará o informará a cualquier otra parte interesada sobre ninguna Muestra por un período de 36 meses después  del envío por el INTA a la UA directamente o a través de la UNP de una Muestra determinada excepto en caso que: la UA falle en llevar adelante las tareas de I y D (investigación y desarrollo) según lo estipulado en el artículo 7B dentro de un período de 12 meses de la entrega de la Muestra, luego del cual el INTA tendrá derecho de enviar, entregar o informar sobre la muestra a terceros.

Artículo 11. Resolución de diferendos.

En el caso de cualquier disputa bajo este Contrato entre la UA y el INTA, las partes negociarán o recurrirán mediación de buena fe.

Si los esfuerzos bajo el Artículo 11 inciso A fracasan, el arbitraje será el medio exclusivo de resolver diferendos bajo este Contrato, con excepción a lo estipulado de otro modo en este artículo 11. El arbitraje será conducido bajo las normas de la Comisión sobre Derecho Comercial Internacional de las Naciones Unidas. Los idiomas de arbitraje serán inglés y español. La decisión del Tribunal de arbitraje será definitiva.

Artículo 12. Elección de la ley.

Este Contrato y los derechos y obligaciones de las partes se interpretarán de acuerdo a las Leyes de la jurisdicción apropiada, sin referencia a cláusulas de incompatibilidad legal.

Artículo 13. Plazo del Contrato y su finalización.

El plazo de este Contrato será de cinco años. El INTA podrá terminar sus obligaciones  según el artículo 2 y la UA podrá terminar las suyas según el Art. 5 en cualquier momento dentro de los seis meses de aviso por escrito a la otra Parte.

Los deberes de la UA según los artículos 6, 7B y C y los derechos del INTA según el artículo 6 con respecto a cualquier Producto bajo este Contrato se extenderán hasta la última fecha de expiración de cualquier Patente o patentes sobre ese Producto, o hasta 25 años después de la finalización efectiva de las obligaciones del INTA bajo el Art. 2, cualquiera se cumpla primero.

Los deberes de confidencialidad bajo el art. 9A, 9B y 9C sólo caducarán con la ocurrencia del primero de uno de los siguientes eventos: cuando la Parte que asevera que determinada información comunicada a la otra Parte es un Secreto Comercial publica esa información, o autoriza la publicación por terceros, o declara por escrito (en respuesta a cualquier pregunta de la otra o en otras circunstancias) que dicha información ya no es más Secreto Comercial; o cuando han pasado cinco años de la terminación de la recolección de Muestras y las obligaciones de compensación  bajo los artículos 2, 3 y 7ª.

Dentro  del año de la finalización de las obligaciones bajo los artículos 2, 3 y 4 y 7 A cada Parte tiene el derecho de pedir la devolución, dentro de un plazo razonable, de materiales ofrecidos a la otra bajo el Contrato, si los materiales fueran designados confidenciales como Secretos Comerciales.

La finalización o expiración de los derechos bajo este Contrato descriptos en el artículo 13 A, será sin perjuicio de los derechos y obligaciones de las partes descriptas en los Artículos 13 B y 13 C. Este Contrato, incluyendo los Apéndices, contiene todo lo convenido por las Partes con respecto a los asuntos contemplados aquí y sólo podrá enmendarse a través de un documento escrito y firmado por ambas Partes.

Artículo 14. Varios.

El Arizona Board of Regent en representación de la Universidad de Arizona debe obrar de acuerdo a las legislaciones estaduales y federales que gobiernan la igualdad de oportunidades de empleo y lo requisitos de no discriminación en el cumplimiento  de este contrato.

Las Partes reconocen que el desempeño por el Arizona Board of Regent  para y en nombre de la Universidad de Arizona puede estar sujeta a la asignación de fondos por la Legislatura Estadual de Arizona. En caso de que la Legislatura no provea los fondos necesarios, el Arizona Board of Regent  podrá cancelar este contrato sin deber u obligación ulterior. El Board se compromete a notificar a las otras partes tan pronto como sea razonablemente posible después que la indisponibilidad de dichos fondos sar conocido por el Board.

Este acuerdo está sujeto a las disposiciones de A.R.S# 15-1635.01 y A.R.S.#38-511. El gobernador del Estado de Arizona podrá cancelar este contrato mediante aviso escrito a las Partes si cualquier persona profundamente involucrada en la obtención, redacción o implementación de este contrato para o en nombre del Arizona Board of Regent deviene en empleado o consultor en cualquier calidad del INTA,  a menos que todos los requisitos estipulados en A.R.S. #15-1635.01 hayan sido cumplidos

Nada de lo aquí incluido significará la creación de una agencia, emprendimiento conjunto o sociedad entre las partes.

Cualquier modificación o enmienda a este contrato se hará por escrito, firmada por ambas partes.

A pesar de cualesquiera otras disposicones de este Contrato, ninguna de las Partes presentes será responsable en daños o tendrá el derecho de terminar este Contrato por cualquier demora o falta de cumplimiento de lo presente si tal demora o falta es causada por condiciones fuera de su control incluidas, pero no limitadas por fuerza mayor, restricciones gubernamentales, imposibilidad de obtener cobertura de seguros por responsabilidad en productos, guerras o insurrecciones, huelgas, inundaciones, suspensión de labores y/o falta de materiales; con la condición, no obstante, de que la Parte que sufre tal demora o falta notifique a la otra por escrito sobre las razones de la falta o demora.

En caso de que cualquier parte o disposición de este Contrato sea considerada inexigible o en conflicto con leyes de cualquier jurisdicción, la validez de las restantes partes o disposiciones no será afectada por este impedimento.

Toda notificación al INTA debe dirigirse como sigue:

 

Presidente del Consejo del CIRN, etc

Toda notificación a la UA debe dirigirse como sigue:

Vice President for Research

The University of Arizona

Tucson, Arizona B 5721

Cada Parte podrá cambiar  mediante notificación por escrito la dirección a la cual notificará según lo dispuesto aquí. El cambio tendrá validez desde la recepción del aviso.

Los abajo firmantes, la UA y el INTA reservan para sí el derecho exclusivo de uso de cualquier Patente libre de cargo sólo en relación sus funciones de docencia, investigación y servicio público y nunca con fines comerciales.

Este Contrato es formalizado por los funcionarios debidamente autorizados teniendo vigor a partir de la fecha escrita más arriba.

Apéndice A.

Obligaciones para el suministro de muestras.

Período de entrega. Tan pronto como sea posible después de la recolección y preparación de las muestras, el INTA hará un envío de las Muestras a la UNP para ser asimiladas.

Calidad y número de Muestras. El INTA tomará las medidas razonables necesarias para asegurar que las muestras sean colectadas, almacenadas, enviadas y entregadas en condiciones satisfactorias para el propósito de un completo y confiable examen. El mínimo número de muestras por año deberá ser de 100 especies. El monto mínimo de cada muestra será de un kilogramo (peso seco).

Fecha de primera y última entrega. El INTA deberá comenzar la entrega de Muestras tan pronto como sea factible.

Modificación de la Obligación. Si el INTA exhibe evidencia razonable de circunstancias fuera de sus posibilidades para cumplir sus obligaciones bajo este Apéndice A, el INTA y la UA deberán negocia de buena fe una modificación de tales obligaciones.

Apéndice B.

Criterios para Recolección de Muestras.

Las muestras se recolectarán  por métodos racionales y al azar, o con una combinación de los dos. Estos incluyen:

Colecta al azar de Muestras taxonómicamente diversas en el Area de Muestreo seleccionada.

Colecta taxonómica de Muestras de especies dentro de un género que se ha demostrado posee compuestos bioactivos promisorios.

Colecta Etnobotánica de Muestras que proporciona información sobre usos de las muestras en sistemas de medicina tradicional.

Colecta Ecológica de muestras que provee de información sobre actividad química potencial basada en relaciones ecológicas observadas entre plantas, insectos y otros animales.

Apéndice C.

Conservación y beneficios locales.

Para apoyar y promover la meta de este Contrato y el deseo compartido de las Partes, de estimular la conservación de ecosistemas biológicamente diversos  y recursos culturales locales, las Partes acuerdan las siguientes disposiciones:

Garantía del INTA de Consultas locales y Evaluación Ambiental ("EA"). A la luz del ampliamente reconocido entendimiento de que la EA y la participación local son esenciales para la preservación de sistemas biológicamente diversos, INTA acuerda cooperar con UA para:

Conducir una EA para este Contrato en su informe referido bajo las secciones 2 y 4 de este Apéndice. A los fines de este Apéndice EA significa una investigación de los elementos acumulativos de las actividades de recolección efectuadas bajo este Contrato en Área Muestral. Tal investigación se llevará a cabo bajo la supervisión del Dr. William Shaw y/o el Sr.  Timothy Frankerberguer  de la UA, profesionales experimentados en Evaluación Ambiental de actividades de extracción de recursos naturales similares o análogas, usando los más altos estándares y técnicas relevantes, aplicadas en tales actividades. Las metas de la EA  serán: I) Identificar recursos biológicos y culturales en y cerca del área muestral que pueden ser afectados por el descubrimiento y desarrollo de nuevas fuentes de agentes biomédicos y bioquímicos; 2) recoger información existente sobre materiales vegetales potencialmente útiles en el Area de Estudio de personas que resulten en la vecindad así como de otros expertos sobre recursos biológicos y culturales en la región.

Obtener, cuando sea posible, el consentimiento informado necesario para creer este Contrato y llevar a cabo actividades bajo él, de representantes apropiados o cuerpos de gobierno de Pueblos Indígenas que tradicionalmente residen en o usan un área en la cual esas actividades van a ser realizadas. El INTA acuerda también que , cuando sea posible, consentimiento informado de cualquier otra persona local con autoridad legal para regular el acceso a un área en la que esas actividades van a ser conducidas.

Publicación de Propósitos de Conservación y Actividades.

Excepto para los términos específicos comercialmente sensibles en los Arts. 6 y 8, ambas Partes deberán hacer copias públicamente disponibles de este Contrato, mediante (entre otros medios razonables) el envío de una copia dentro de un tiempo razonable en respuesta a la solicitud de cualquier persona.

Con la excepción de secretos comerciales específicos como los establecidos e identificados bajo los arts. 1 y 9.B ambas Partes publicarán los Informes Anuales requeridos en el Art. 7.B de este Contrato y la Sección 4 de este Apéndice mediante (entre otros medios razonables) el envío de una copia dentro de un lapso razonable de respuesta a la solicitud de cualquier persona.

Las Partes podrán establecer tarifas razonables por los costos materiales de copiado y franqueo de la información bajo esta Sección 2.

3. Obligaciones de Conservación del INTA.

El INTA cooperará con la UA para cumplir con las siguientes actividades:

Consulta con las comunidades locales, y organizaciones de conservación y desarrollo, en referencia a la planificación e implementación de medidas de conservación que sean compatibles con, y basadas en culturas locales, incluyendo tradicionales e indígenas.

Educación e información públicas (tal como talleres, encuentros populares, publicaciones y cursos, como INTA juzgue apropiado sobre el Contrato entre las Partes y sus disposiciones para conservación y beneficios locales, y la implementación de esas disposiciones.

Preparación de la EA suplementaria del Contrato, y las actividades de recolección conducidas bajo el mismo, por cada período anual en el que continúen las actividades de recolección bajo este Contrato. Estas EA suplementarias no necesitan duplicar investigaciones ya conducidas en la EA inicial, pero deben incluir toda la investigación necesaria y suficiente para actualizar la EA inicial, confirmar o negar sus predicciones, y describir adecuadamente efectos ambientales, sociales, económicos y culturales acumulativos de las actividades bajo este Contrato a partir de la fecha de la EA suplementaria, incluyendo entrevistas a los empleados del INTA y residentes locales. Las EA suplementaria será publicada en el Informe Anual del INTA referido en las Secciones 2 y 4 de este Apéndice C.

Otras medidas dedicadas a preservar la diversidad biológica en el Area de Muestreo.

Obtener el consentimiento informado, cuando sea posible, a actividades conducidas bajo este Contrato de cualquier Grupo Indígena. El INTA cooperará  también con la UA, donde sea apropiado y cuando sea posible, para obtener consenso para conducir actividades llevadas a cabo bajo este Contrato de cualquier otro Grupo Local con autoridad legal para controlar el acceso a un área en la cual tales actividades serán efectuadas

4. Informe del INTA sobre Actividades de Conservación.

En el primer aniversario de la Fecha Efectiva de comienzo de este Contrato, y en cada aniversario subsiguiente, el INTA cooperará con la UA para describir al público de acuerdo con la Sección 2 de este Apéndice, el progreso en la evaluación, la investigación y el desarrollo relativos a las muestras provistas bajo este Contrato, así como el cumplimiento de cualesquiera otras obligaciones de la UA además de la evaluación. El informe incluirá una EA o EA suplementaria, la que haya sido más recientemente conducida antes de la publicación, según lo descripto en las Secciones 1 y 3 de este Apéndice C.

Terminación de las obligaciones.

Las obligaciones y derechos bajo este Apéndice terminarán  después de un año de la terminación de las obligaciones de recolección bajo el Artículo 2.

Crítica del Convenio INTA-UA, por Marcelo Turnes

De una lectura del Convenio INTA-UA suscripto en febrero de 1998, y su comparación con el Convenio INTA-UA de 1993, surge que ambos son prácticamente idénticos, con lo que al observar el factor temporal, cabe hacer una primera observación, que dará luz a la crítica más seria a este Convenio.

En el año 1994, cuatro años antes de la firma del segundo Convenio, y un año después de la firma del primero, se reformó la Constitución Nacional, en ella, como vimos , quedó claramente establecido que los recursos naturales, entre ellos, obviamente, los genéticos, pertenecen a las Provincias.

Por lo tanto, sería atendible solicitar su previa autorización para cualquier tipo de uso, explotación o aprovechamiento de los mismos, si se pretende actuar en el marco de la ley.

La pregunta a hacerse es ¿es legítimo, prevalecerse de la ausencia de una normativa que a nivel nacional regule los presupuestos mínimos del acceso a los recursos genéticos, y de que ciertas provincias luego de 1994 no establecieron un ley provincial sobre este tema?

La posición asumida por el autor de este seminario es que esta prevalencia, llevada adelante por el Contrato INTA-UA, es  ilegítima: si bien es cierto que muchas de las normas de nuestra constitución deber ser regladas para ser plenamente operativas, el razonamiento a contrario sensu no es totalmente válido, es decir, aún pese a no estar regladas, hay ciertos extremos o límites marcados por la norma constitucional que, al menos en cuanto a tales, son plenamente operativos.

Esta explicación es plausible de interpretar desde la reducción al absurdo: no solamente no se ha dictado una ley de presupuestos mínimos por el Congreso en materia de recursos genéticos, sino que no se ha dictado en relación a ningún recurso, y sector del ambiente. Pero no por ello sería legal (en sentido amplio, considerando que la Constitución  Nacional es la ley suprema de la Nación) y legítimo que una empresa maderera contratará directamente con un organismo nacional para extraer toneladas de madera de una Provincia porque ésta carece de una ley forestal; pues lo mismo sucede con los recursos genéticos, con la diferencia que con ellos lo que se está desplazando, no es tanto materia como información, por lo cual es algo más inasible.

Por otro lado, resguardarse en situaciones de hecho para realizar actos al menos ilegítimos, no puede ser razón jurídica suficiente ni mucho menos para los mismos, ya que estas "situaciones de hecho" son comprensibles en cuanto a tales al actuar fuera de toda normativa y respeto por las instituciones, lo cual es inaceptable para una institución oficial, tal como el INTA.

Lo que está en juego es la cuestión de si aún encontrándonos con ciertos vacío legislativos, es correcto la burda violación del espíritu federal sentado en nuestra Constitución, con mayor fuerza aún desde 1994, a través del recurso de una situación de hecho, postura increíblemente asumida por la afirmativa en forma expresa por doctrinarios y científicos en varias de las ponencias sobre el tema en cuestión (Contrato INTA-Argentina/Universidad de Arizona-USA, Enrique Y. Suárez).

Por otro lado, expresa el autor citado en este trabajo "En Argentina la nueva Constitución Nacional establece que los recursos naturales están bajo la tutela de las Provincias donde ellos se encuentran, por lo que  debería existir además un curador por cada Provincia. Sin embargo, este reconocimiento no es claro respecto a los recursos genéticos, ya que una misma especie habitualmente ocupa el territorio de más de una provincia y puede ser nativa o foránea".

Discrepo con el autor, el reconocimiento también es claro para los recursos genéticos, aunque una misma especie sea compartida por más de una provincia. En este caso nos enfrentamos a otra dificultad, tal cual es una adecuada y justa distribución de los beneficios resultantes del acceso entre provincias que comparten un mismo recurso genético, en caso de ser este aprovechado, pero no es dudoso que este recurso este tutelado por la Provincia en que se encuentre.

Suárez también dice: "Por otro lado la ausencia de una adecuada reglamentación o legislación sobre los recursos genéticos, si bien el tema se encuentra en revisión, impide, hasta el presente, el adecuado cumplimiento de la obtención de los permisos previos sobre acceso a nivel nacional, tal como establece la CBD. Otro tanto ocurre con la nueva versión de la Constitución Nacional, aprobada en 1994, respecto a los ámbitos provinciales (exceptuando la  Pcia. Río Negro). Nuestro ICGB en septiembre de 1997, ha sido notificado por la Secretaría de Recursos Naturales y Desarrollo Sustentable, que esta oficina de Gobierno se ha constituido en el ente nacional que confiere los permisos oficiales para acceder a la flora nativa de nuestro país".

Creo en cuanto al párrafo anterior, que si partimos desde el principio rector del derecho, tal cual es el de la buena fe, la palabra "impide" debería ser reemplazada por "dificulta". Todas las Provincias Argentinas posee alguna dependencia gubernamental en directa relación con los recursos naturales, por lo que no debería haber sido difícil al INTA o al ICGB notificar a la provincia interesada por donde corresponda para (al menos) la tramitación de la autorización correspondiente. La Provincia de Río Negro, en nota de febrero de 2000  al Subsecretario de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación expresó: "la provincia no reconoce la validez de los actos que comprometen su condición  de propietario originario de los recursos naturales que hayan sido celebrados sin su consentimiento y de conformidad a la normativa legal vigente".

A su vez, la Secretaría de Recursos Naturales y Desarrollo Sustentable expresó en nota de enero de 1998 al Presidente del INTA: "en principio se señala que la propuesta resulta técnica y jurídicamente apropiada (opinión no compartida por el autor del seminario). No obstante ello, sería importante conocer cuáles han sido las gestiones realizadas por el INTA con las provincias y las comunidades locales, para la distribución equitativa de los beneficios, puesto que contar con el acuerdo de las provincias asegurará el éxito del proyecto y evitará los problemas que se han suscitado en el pasado".

Enrique Suárez en el trabajo mencionado más arriba dice "Es de destacar que el presente Proyecto ha puesto en evidencia los vacíos legislativos sobre el tema (lo cual es verdad), a partir de las propias críticas de distintas ONG`s o de éstas a través de legisladores  o funcionarios que en numerosas oportunidades han realizado pedidos de informes sobre el desarrollo de este Convenio a través del Poder Ejecutivo u otros medios, obteniendo siempre la evidencia que este desarrollo constituye un modelo ajustado a los principios del Convenio sobre la Diversidad Biológica. No se ha cumplido con aquellos artículos (se entiende que del Convenio sobre la Diversidad Biológica) que dependen de la voluntad superior del Gobierno Argentino para su concreción, como son los permisos previos tanto nacionales como provinciales y auditorías correspondientes, si bien estas últimas se han realizado de oficio por varia instituciones gubernamentales y para-gubernamentales, incluyendo el propio INTA".

Si bien el argumento vertido en el párrafo anterior tiene parte de verdad en cuanto al vacío legislativo sobre el tema, nos encontramos aquí con dos niveles de análisis en la estructura normativa aplicable: puede que el Convenio INTA-UA no se salga de los parámetro establecidos por el Convenio sobre Diversidad Biológica, pero       sobre todo si se referencia al segundo contrato INTA-UA, este es de aplicación en un país federal, y es criticable que un organismo como el INTA se prevalezca de la falta de reglamentación en algunas provincias en cuanto al acceso a los recursos genéticos para realizar el mismo dejando a éstas totalmente al margen. En la realidad administrativa, en la Provincia de La Pampa desde hace varios años ha, por ejemplo, pese a que no había sido sancionada la ley que actualmente establece los Estudios de Impacto Ambiental como previos y necesarios para la realización de ciertas actividades u obras, las empresas constructoras de ductos por motu  propio (pese a no tener la obligación legal de hacerlo), presentaban el EIA a través de alguna dependencia (podía variar según el tipo de obra), para ser analizado, entendiendo que era necesaria la participación de la Provincia en todo lo que podía afectar su medio ambiente. Si este fue el espíritu de ciertas empresas privadas , mal puede prevalecerse el INTA para avasallar las autonomías provinciales de ciertos vacíos de legislación, burlando la Constitución Nacional.

 

 

© Copyright del autor.
Editora Teodora Zamudio para
WWW.BIOETICA.ORG.

Última actualización de esta página: Lunes, 02 de Diciembre de 2002